Estilo minimalista y Zen

Seguimos indagando en aquellos rasgos de la  personalidad que más nos acerquen a nuestro estilo de vida y buscando los estilos decoración con los que nos  podamos  sentir más identificados, más cómodos.

Hablando de personas más bien solitarias, ordenadas, con una gran vida interior, metódicas, intelectuales, etc., lo más probable es que se sientan a gusto en espacios con ambientes más bien neutros, limpios, espaciosos, organizados.  Lo habitual será que tiendan a sentirse identificados con un solo estilo decorativo, nada de mezclas. A nivel de colores,  la tendencia será optar por  los tonos neutros, suaves, nada de colores chillones ni de grandes contrastes.

min

Uno de los estilos con los que podría encajar este tipo de personalidad, es el MINIMALISMO.

Este estilo se caracteriza por la extrema simplicidad de sus formas. Los ambientes suelen ser bastante amplios,  los colores neutros, predominando el blanco y en ocasiones el negro para resaltar algún detalle.

min2

El mobiliario suele seguir líneas simples y formas geométricas básicas.  Busca el equilibrio y la armonía desde la mínima expresión.   Su esencia, se identifica muy directamente con el lema de la arquitectura de vanguardia: “menos es más”. Es un estilo que persigue construir los espacios con la menor cantidad de elementos posibles. Prácticamente todo es funcional: la ornamentación destaca por su ausencia.  A nivel de materiales predomina la madera en suelos y muebles.  Los textiles se decantaran por telas como el lino o el algodón,  en tonos marfil,  casi siempre lisos. En este estilo, tanto el diseño arquitectónico como el mobiliario funcional,  conforman los elementos decorativos.

Otro estilo con el que podría encajar, es el estilo ZEN.

zen

 

Al igual que el anterior, busca el equilibrio y la armonía basándose en la simplicidad. No es tan austero como el minimalista, pero también se caracteriza por la moderación en la decoración.  Los tonos que predominan también suelen ser muy neutros .Combinados con el uso de materiales siempre naturales y en este caso, muy representativo del estilo, la presencia de aromas,  consiguen crear esa atmósfera de equilibrio y relax que quiere transmitir: armonía y paz interior.  Los muebles, suelen ser bajos, también de líneas geométricas.  Suelen tener un acabado natural, el color propio de la madera  e incitan al orden y a conservar ambientes despejados y  bien organizados.  Para suelos predomina el uso de madera, las paredes suelen ser lisas, y en baños  y cocinas, antes que utilizar cerámicas industriales, optan también por materiales naturales, como la pizarra, la piedra, o la arcilla.

En ambos estilos la luz es un elemento que da mucho juego para la creación de ambientes. En el  primer caso dando más sensación de amplitud y luminosidad a la estancias de paredes diáfanas, en el segundo creando, con luz puntual, espacios más reservados, acogedores,  muy adecuados para conseguir el relax, la armonía y la paz interior que tanto ansia su filosofía.

 

www.makeityours.es

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.